Se dio el gusto de desairar al Barcelona

Comment

Confiesa Isco que pensó en abandonar al Real Madrid, pero al final decidió mantenerse en el club madrileño

 

España


El País


El FC Barcelona llamó a la puerta de Isco Alarcón cuando el malagueño más sufría en el Real Madrid. Era febrero de 2016 y, decidido a convertirse en uno de los mejores jugadores del mundo y a asentarse en la selección española, Isco entendió que el escenario de abandonar el Madrid podría ser una solución para conseguirlo. Finalmente, lo descartó. “Nunca me planteé fichar por el Barcelona, hubo algún contacto, pero nunca les escuché. Mi intención desde el primer día era triunfar aquí, en el equipo que apostó por mí. Podía haber renovado el año pasado, pero preferí estar centrado. Es algo anecdótico”, cuenta Isco, que no oculta etapas decepcionantes. “He pasado momentos malos, pero eso quizás hizo que saborease mejor los momentos bonitos, que han sido muchos”, confesó el malagueño un día después de que se anunciase su renovación por cinco temporadas más, hasta junio de 2022.

La ampliación de contrato cierra un capítulo de incertidumbre sobre la continuidad de un Isco que parece haber sido capaz de alcanzar la madurez futbolística. Más adelantado, ha encontrado su sitio en el campo y cada día parece más necesario en el esquema de Zidane, crucial para su salto. “Ha sido importante para mí. Me ha dado confianza en los momentos difíciles. Es verdad que he crecido como futbolista, he mejorado y quizás ahora tenga más gol y eso ha sido cosa de Zidane, que me ha puesto ahí, más adelantado, cerca del gol y de dar asistencias. Él me conoce bien de hace años y sabe sacar lo mejor de mí”, resume Isco, que destaca el haber sabido esperar hasta alcanzar su clímax futbolístico: “Zidane me ha demostrado confianza, desde su primer día me dijo que contaba conmigo. Yo he tenido la paciencia de esperar cuando no tenía las oportunidades que deseaba”.


Desde la cima, a Isco no le atormenta recordar tiempos peores. A menudo criticado por su estado de forma en el pasado, él asegura que en sus momentos más difícil nunca aflojó. “Nunca me he dejado ir, siempre he trabajado al máximo. Esto es el Madrid, el equipo más competitivo del mundo. Hay jugadores muy buenos y tienes que estar ahí para aprovechar la oportunidad cuando llega. Trabajé muy duro cuando no tenía muchas oportunidades para poder demostrar luego de lo que soy capaz. Me siento orgulloso de la paciencia que he tenido, que no ha sido fácil”, asegura Isco, que reconoce la dificultad que supone mantenerse arriba cuando estas en la élite: “Es mucho más difícil que llegar. Tanto en el Madrid como en la Selección están los mejores del mundo, lo que hacen que no te relajes. Y eso es mi intención, trabajar al máximo”.

Asegura el volante de 25 años que no se siente titular pero sí “muy importante” en un Madrid cada vez más dependiente de su figura. Con una media de tres títulos por temporada y once trofeos (entre ellos tres Champions y una Liga) en el bolsillo después de cuatros años Isco quiere seguir ganando y deslumbrando de blanco. Al menos hasta 2022.
Te puede Interesar

Notas Relacionadas

Discussion about this post